Inicio > Ruta desconocida > Las "catalanas "

Las "catalanas "


No va este titular sobre el orígen y/o el R H de las féminas originarias de Catalunya. Eso se lo dejaremos a los especialistas mas preocupados de escribir con el hígado que con el cerebro.
Hoy, les quiero presentar unas cajas que solo se empezaron a utilizar en Barcelona y concretamente en el Born Vell.
Cuando Barcelona era una ciudad que pensaba con la cabeza, donde no se conocía lo de usar y tirar y exitían los “trapaires”, verdaderos ecologistas de la ciudad. Donde se utilizaba las hueveras “para siempre”, y la lechera era un recipiente de latón que duraba ” toda la vida “. Donde se recogían las botellas de “champagne” para reutilizarlas y las botellas de vidrio eran todas retornables, digo, cuando en Barcelona sucedía todo esto, existían ” las catalanas “.
“Las catalanas”, eran unos envases típicos del área metropolitana utilizados por ” els payeses “, en el comercio de frutas y verduras frescas. Su área correspondía a lo que podíamos definir el Baix Llobregat y, su destino final era el Born Vell.
Eran de madera y cabían no mas de vente kilos, a diferencia de las cajas que venían de fuera de nuestro territorio, que podían albergar hasta trenta y cinco. Era lo que después se paso a denominar “estrio”, pues el contenido era a granel y allí dentro, las piezas eran de todas las medidas y por supuesto, el precio mas económico.
La pera blanquilla de Sant Vicent dels Horts; la manzana de Cornellá; la alcalchofa del Prat, todo venía en aquellas cajas en la cual podías observar el contenido.
Uno, podía estar seguro de que era de “payes” lo que compraba, si venía dentro de una “catalana”.
Con el tiempo , la llegada del plástico y las prohibiciones de poner el género en madera ( otra prohibición interesada), se fueron eliminando.
Les dejo una muestra de lo que eran y como se trasportaban.
La foto pertenece a las mitades de los 60.
Duraron hasta bien entrado el 1980.

Categorías:Ruta desconocida
  1. Història i tradició
    23 diciembre 2008 a las 10:32

    Y se “sorgien els mitjons”, y “s’apedaçaven els pantalons foradats”… Desconocía estas cajas, aquí en Montmeló éramos más de los de la “lletera per tota la vida”.

  2. perico consorte
    23 diciembre 2008 a las 12:39

    Y se daban vuelta a los abrigos, y con el traje viejo del padre se hacía un traje nuevo para el hijo.Y los libros pasaban a los hermanos pequeños, y existían unos artilugios que, además de proteger la punta del lápiz, servían para aprovecharlos hasta el final.Y utilizábamos las dos caras del papel.Y hacíamos goma de borrar con miga de pan bien apretadita.Y utilizábamos los sobres usados para tomar notas (en lugar de los post-its)Y ………., tantas cosas que más que una economía de subsistencia era aprovechar bien los recursos, que eran, como ahora, escasos y difíciles de obtener.Y porque las abuelas tenían un gran peso específico en la organización de la casa.

  3. Miquel
    23 diciembre 2008 a las 12:45

    Si señor, pero además eso era verdadera ecología…sin bio de nada..

  4. pericogranollers
    23 diciembre 2008 a las 14:10

    suscribo todos los post,ademas os dire que llevo casi 25 años en la panaderia y alli no dejan tener practicamente nada de madera,ahora hasta los palets en que viene la harina pretenden sean de plastico,saludos

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: